Jul 1, 2011

Piden a los países comprometerse con un mundo libre de municiones en racimo

collage1

(Ginebra, 27 junio 2011) Al menos 60 países se van a encontrar esta semana en la primera reunión “intersessional” sobre la Convención de Municiones en Racimo para avanzar en sus compromisos por un mundo libre de este tipo de armas.

Se dice que es una reunión “intersessional” porque se lleva a cabo entre las reuniones obligatorias anuales de los Estados miembro.

“Esta es la primera reunión de este tipo. Casi un año después que celebramos la entrada en vigencia de esta prohibición que salva vidas, los Estados miembro deben informar sobre sus progresos en la puesta en práctica de la prohibición, y resumir las acciones que tomarán en el futuro”, dijo la directora del Coalición contra las municiones en racimo – CMC – , Laura Cheeseman.

En concreto, la CMC insta a los gobiernos a informar sobre las medidas concretas que han tomado según el Plan de Acción de Vientián, adoptado en la Primera Reunión de Estados Miembros en la República Democrática Popular Lao, uno de los países más afectados por municiones en racimo en el mundo.

En el plan de acción de 66 puntos desarrollado en noviembre pasado, los Estados miembros decidieron convertir sus obligaciones legales en acciones concretas, incluyendo compromisos para:

  • Desarrollar un plan para destruir las reservas durante el primer año después de la entrada en vigencia del tratado y para comenzar la destrucción física lo más pronto posible;
  • Identificar los posibles lugares y el tamaño de todas las regiones afectadas por municiones en racimo;
  • Indicar un punto focal para desarrollar, implementar y controlar la ayuda de víctimas, así como evaluar las necesidades y prioridades de víctimas de municiones en racimo;
  • Promover el ingreso de Estados no miembros a que hagan parte del Tratado.

Hasta ahora, algunos estados han avanzado mucho en implementar el tratado. Albania y Zambia limpiaron su territorio de estas armas mortales, y ocho países ya finalizaron la destrucción de todos sus arsenales. La CMC los felicita por esto. (Austria, Bélgica, Ecuador, Moldova, Montenegro, Noruega, Portugal y España).

Sin embargo, también se ha registrado el uso de municiones en racimo – en Libia por parte de la fuerzas de Gaddafi, y en Camboya por el ejercito de Tailandia.

La CMC ha condenado el uso de este armamento por parte de ambos países. El tratado es lo mejor método para proteger civiles inocentes de municiones en racimo. Se espera que durante esta reunión más países anuncien sus planes para unirse al Tratado de prohibición.

Esta semana será también importante preparar la base para decisiones sobre el marco, la dirección y el apoyo por la Convención que tomarán a la Segunda Reunión de Estados Miembros que se celebrará en Líbano, otro país que ha sido destruido por municiones en racimo.

“Queremos asegurar que la Convención consiga resultados pronto y que tenga un efecto inmediato a favor de las miles de personas en el mundo que están sufriendo a causa de esas armas” añadió Cheeseman.

La Coalición Contra las Municiones en Racimo – Tratado internacional que prohíbe el uso, la transferencia y el almacenamiento de esas armas mortales – entró en vigencia el día 1 de agosto el año pasado. Hay un total de 108 países que han firmado la convención, de los cuales 57 han ratificado las condiciones legalmente vinculantes.

El portavoz de la CMC, Branislay Kapetanovic, quien perdió ambos de sus manos y sus pies cuando una bomba de racimo que estaba limpiando explotó en 2000, dijo “si los Estados trabajan juntos podemos hacer la diferencia para la gente en todas partes del mundo quienes están sufriendo a causa de estas armas mortales sin detonar. Eso es una oportunidad para la comunidad internacional de trabajar juntos para limpiar el mundo de estas armas mortales e indiscriminadas, y para comprometerse a unirse a la Convención.”

La reunión se celebra en el edificio de la Organización Meteorológica Mundial en Ginebra del 27 al 30 de junio y está abierta a todos los países, incluso los que no han firmado o ratificado la Convención.

Share on FacebookTweet about this on Twitter