Aug 24, 2015

Inicia la primera conferencia de Estados parte del Tratado sobre el Comercio de Armas

portada-nota

 

Hoy se dio inicio a la primera conferencia de Estados Parte del Tratado sobre el Comercio de Armas (TCA), en la ciudad de Cancún, México. En la conferencia se reunirán los representantes de 72 Estados Partes y 59 signatarios, entre los cuales están Estados Unidos, Francia, Alemania y Reino Unido, principales exportadores de armas en todo el mundo.

La inauguración de la conferencia estuvo a cargo del secretario de Relaciones Exteriores del país anfitrión, José Antonio Meade Kuribreña, quien aseguró que el objetivo principal del tratado es reducir el sufrimiento humano causado por la deficiente regulación de armas y su comercio irresponsable. Por su parte, el Secretario General de Naciones Unidas, Ban ki-moon felicitó a la sociedad civil mundial por el esfuerzo para que este tratado sea una realidad y a la vez afirmó que hay un importante nexo entre desarme, seguridad y paz.

“Hoy nos hemos reunido para enviarle al mundo un mensaje. No un mensaje de guerra, sino un mensaje de paz”, este fue el inicio del discurso de Óscar Arias, ex presidente de Costa Rica y Premio Nobel de Paz, quien además aseguró que el Tratado de Comercio de Armas es una luz que con el paso del tiempo cambiará al mundo y salvará millones de vidas.

Los temas más importantes que se abordarán en la conferencia que terminará el próximo 27 de agosto están relacionados con la transparencia de los comercios de armas. Las discusiones también se centrarán en la estructura y ubicación de la secretaría del TCA, Ginebra (Suiza), Puerto España (Trinidad y Tobago), y Viena (Austria) están entre las capitales interesadas en establecer la sede en su territorio.

Alex Galvez, fundador de la Red de Sobrevivientes de la Violencia y de la Fundación Transiciones, en Guatemala, quien fue víctima de un robo cuando era apenas un adolescente y resultó herido con arma de fuego, expresó en su discurso que su experiencia de vida tan sólo es una entre millones y sirve como ejemplo de aquello que sucede cuando el comercio de armas queda fuera de control.

Colombia firmó el Tratado de Comercio de Armas el 24 de septiembre de 2013. Sin embargo, este aún no se ha ratificado, en este momento está siendo sometido al Congreso de la República. La ratificación del tratado tendrá grandes implicaciones para Colombia debido al panorama de la utilización de armas de fuego en el país, pues solo en el 2013 y de acuerdo con el informe de Medicina Legal, 11.947 personas han sido asesinadas y en el 70% de estos casos se han utilizado armas de fuego.

La importancia del TCA está en que hace transparente y mejora la calidad de la información de las transferencias de armas entre países, reduciendo las posibilidades de filtraciones hacia grupos armados ilegales, quienes podrían hacer uso irresponsable de las armas, representando un riesgo para la seguridad y la paz.

Frente al proceso de paz que adelanta el gobierno colombiano con la guerrilla de las FARC–EP desde el año 2012, el Tratado de Comercio de Armas será una herramienta importante al imponer mayores controles al armamento legal que entra y sale del país, siendo un complemento importante para las medidas de estabilización y control en un contexto de postconflicto, e incidirá incluso en una mayor dificultad para el tráfico de armas mientras el conflicto armado interno siga activo.

La Campaña Colombiana Contra Minas está participando en la primera conferencia de Estados parte del Tratado de Comercio de Armas como parte de la coalición de Armas Bajo Control (Control Arms). Angélica Suarez, abogada de la campaña participará en las actividades que se desarrollarán en los cuatro días de la conferencia.

Share on FacebookTweet about this on Twitter